11 mar. 2009

Gobierno reubicará a 210 familias de zonas inundadas





EL PRESIDENTE TOMÓ LA DECISIÓN TRAS ESTUDIAR EL INFORME DE LA COMISIÓN



SANTO DOMINGO.- El gobierno anunció anoche que 210 familias que han sido afectadas por el desbordamiento del lago Enriquillo y la laguna de Cabral, serán reubicadas en terrenos del Instituto Agrario Dominicano (IAD), los cuales están siendo reacondicionados en unas quince localidades rurales de las provincias Bahoruco e Independencia.

La información la ofreció anoche el director de Prensa de la Presidencia, Rafael Núñez, quien anunció, además, que el presidente de la República, Leonel Fernández, recibió en la tarde un informe pormenorizado y con siete propuestas concretas sobre la situación de la zona de influencia y la laguna de Cabral, cuyas aguas han anegado cientos de miles de tareas de tierras cultivables y de ganado.

El informe fue preparado por una comisión que visitó hace dos semanas la región Suroeste, de la cual forma parte el propio Núñez, junto a los secretarios de Obras Públicas, Víctor Díaz Rúa; de Agricultura, Salvador Jiménez (Chío), y de Medio Ambiente, Jaime David Fernández, y los directores del Instituto Nacional de Recursos Hidráulicos (INDHRI), Héctor Rodríguez Pimentel, y de Desarrollo Territorial, Guarocuya Félix.

La comisión fue conformada por el gobierno, luego de que LISTÍN DIARIO iniciara una serie de reportajes, el pasado 17 de febrero, en los que se reflejaba la situación por la que atravesaban los residentes y productores de la zona del lago Enriquillo y el Azuei.

Las aguas del lago Enriquillo han inundado un promedio de 283,779 tareas sembradas de pasto y rubros agrícolas, de acuerdo con un informe preliminar dado a conocer por la Secretaría de Estado de Agricultura el pasado 3 de este mes.

El informe detalla que desde Villa Jaragua hasta Duvergé se han perdido 260,000 tareas cultivadas, situación que ha ocasionado que el 50% de las reses haya tenido que ser vendida por sus dueños para que no se mueran de hambre.

Las aguas también cubrieron totalmente Las Azufradas, y parte de la Isla Cabritos, dos de los principales atractivos turísticos de la zona.

Sin embargo, tanto las aguas del lago Enriquillo como del Azuei siguen en aumento, según se observó en una visita realizada junto al director del Indrhi en esta semana a la zona.

PRESIDENTE ESTUDIA LAS DEMANDAS

Núñez dijo que el presidente Fernández tiene en su poder el pliego de demandas de los distintos sectores de las dos provincias, que fueron resumidas en siete puntos básicos. Los productores y ganaderos de Bahoruco e Independencia exigieron la construcción del dique Trujillo para regular las aguas que entran del río Yaque del Sur por el Canal Mena, de Tamayo; los principales caminos vecinales de las dos provincias que están deteriorados desde las tormentas del año pasado y la rehabilitación de las parcelas de café en la Sierra de Neiba, entre otras.

Núñez informó que el Instituto Agrario Dominicano (IAD) y la Secretaría de Agricultura identificaron 15 lugares donde podrían ser reubicados los ganaderos y productores afectados por las crecidas. Las autoridades tienen identificado a Tierra Prieta, Los Indios de Postrer Río, Guzmán, en Jimaní, La Trocha de Suquete, Las Baitoas, de Duvergé, El Espatillar y el proyecto de Villa Jaragua, entre otros.

No hay comentarios:

Publicar un comentario